Turistas checos tuvieron inolvidable convivencia con la cultura de Frías

Otras provincias
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

frias checos turistasQuedaron maravillados con restos arqueológicos de Naranjo de Guayaquil

Frías. La Municipalidad Distrital de Frías expresó su decisión de fomentar este año en gran forma el turismo arqueológico, vivencial y de aventura con el fin de que más peruanos y extranjeros gocen de la gama de bondades y maravillas que este distrito mantiene a lo largo de su extensión territorial en los diversos caseríos y distritos.

frias checos en naranjosAsí lo reafirmó el alcalde distrital, Manuel Elera García, tras resaltar que en este propósito recientemente se tuvo la visita a esa ciudad de una delegación europea de turistas checoslovacos, quienes tuvieron una inolvidable convivencia con la cultura e historia de ese distrito al llegar hasta los restos arqueológicos de Naranjo de Guayaquil, quedando impresionados y maravillados con lo que vieron.

La visita de la comitiva europea a las ruinas, apoyada y guiada por personal de la comuna friana, fue muy fructífera, y duró todo el día, permitiéndoles durante todo ese tiempo disfrutar y conocer al máximo de este bello atractivo turístico.

El caserío de El Naranjo de Guayaquil es el escenario de uno de los últimos descubrimientos muy importantes de la arqueología piurana. Este lugar está ubicado dentro de la jurisdicción del distrito de Frías, provincia de Ayabaca, cerca de los límites de la provincia de Morropón - Chulucanas. Está a una altura aproximada de 1000 m.s.n.m.

Las familias se han establecido en las faldas del cerro Mocho. Su geografía es bastante accidentada y cuenta con muchas rocas, materia prima que fue utilizada por las antiguas civilizaciones en la construcción de sus moradas y así mismo para dejar impregnada su cosmovisión y estrecha interrelación hombre naturaleza, en las figuras hechas en las grandes piedras.

frias turismoEste lugar también alberga unas ruinas de piedra labrada, muy importantes para la arqueología local y posibles estudios puedan complementar algunas hipótesis sobre los primeros grupos humanos que habitaron nuestro territorio piurano. En el año 2009, Necemio Peña Rojas, profesor de la institución educativa del caserío de El Naranjo de Guayaquil, conjuntamente con sus estudiantes fueron los primeros que informaron sobre la existencia de las ruinas, por muchos años escondidas en los matorrales de aquel bosque seco.

Algunos visitantes y especialistas en la materia señalan que posiblemente en un tiempo fue asiento de algún grupo cultural que habitó temporalmente ese territorio. Se han encontrado petroglifos con figuras antropomorfas y zoomorfas, elaborados con la técnica de bajo relieve sobre las rocas, además de los monolitos gigantes y en miniatura, que indican el respeto y la adoración hacia sus seres mitológicos.

Los diversos huacos hallados, representan a seres humanos animalizados, animales que habitan en la zona. Todas estas manifestaciones, al parecer, fueronde algún grupo cultural avanzado que se desarrolló en la época pre inca. En la actualidad se siguen descubriendo más figuras.

La Municipalidad Distrital de Frías, le ha encargado el estudio más profundo de estos vestigios al arqueólogo Mario Salazar Juárez, persona especializada en arqueología. En el caserío de El Guabo y de manera dispersa, se han hallado otras figuras que representan rostros de humanos que expresan dolor, sufrimiento y angustia.

El burgomaestre friano invitó a todos los piuranos a visitar las riquezas naturales, históricas y culturales que posee Frías, distrito que indiscutiblemente tiene mucho por ofrecer.

Pristina 255

Juan Manuel propaganda