En Buenos Aires de Morropón gobierno local y productores se preparan para rehabilitar 50 pozos artesanales

Otras provincias
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

ganado2Buenos Aires - Morropón. El problema de sequía en la región cada vez es más preocupante. En el distrito de Buenos Aires, provincia de Morropón, la economía tiende a paralizarse en un 70%. Sólo en arroz se están dejando de cultivar 1200 hectáreas. Ya han muerto más de 100 cabezas de ganado, de las 8 mil que existen. Ante esta situación la Municipalidad Distrital junto con los agricultores, se alistan para poner en operatividad 50 pozos artesanales, indicó el alcalde Elvis Jiménez Chinchay.

"En lo que respecta a ganado, existen 8 mil cabezas, tanto vacuno, caballar, etc. Han muerto más de 100. Muchos pobladores prefieren vender su ganado al precio que sea, antes que perderlo; por ejemplo un ganado vacuno que está en 2 mil soles lo están vendiendo en 200 o 300 soles", indicó la autoridad edil.

En lo que respecta al cultivo de arroz, en Buenos Aires, deberían estar instaladas 1200 hectáreas, pero sólo se han instalado 20, las mismas que están por perderse ante la falta de agua. Elvis Jiménez, explicó que una hectárea de arroz genera 180 jornales, "que multiplicados por las 1200 hectáreas son más de 215 mil jornales. Si cada jornal esté en 25 soles, tendríamos más de 5 millones de soles que dejarían de recibir solamente en jornales, fuera de la ganancia y del empleo indirecto que se genera".

En Buenos Aires, además del arroz, hay cultivos como cacao, banano y otros frutales. Son alrededor de 1000 hectáreas instaladas de estos productos, "de las cuáles 100 hectáreas están dedicadas a cultivos orgánicos de exportación, como el cacao y banano. Si antes se regaba estos cultivos cada 20 días, ahora lo hacen cada 45 días. Entonces también se ven afectados y son productos que están posicionándose en el mundo, con un reconocido prestigio", indicó Elvis Jiménez.

Además, ante la ausencia de lluvias, se dejarían de cultivar 700 hectáreas (temporal) que se riegan con agua directamente de la lluvia, donde se instalan cultivos de pan llevar, como maíz, yuca y otros productos.

¿Qué hacer?

De no haber precipitaciones pluviales en la sierra que permitan el incremento del caudal del agua en los ríos, la población se quedaría sin agua, sin productos agrícolas, y sin pastos para el ganado. Si bien llega apoyo con forraje, éste es sólo un paliativo, ¿qué va a pasar en los próximos meses?.

"El agua se encuentra a 15 metros aproximadamente. Estamos evaluando la situación de los 50 pozos artesanales que están inhabilitados. Vamos a rehabilitarlos para ponerlos en funcionamiento. Esto lo haremos con los agricultores y ganaderos, porque además de agua para cultivos, se necesita agua para instalar pastos que es una prioridad nuestra", indicó el alcalde bonarense.

Sin embargo, esto no basta. El Gobierno Local no puede solucionar todo el problema, "hacemos un llamado al Gobierno Regional y Gobierno Central, para que refuercen su apoyo, y tomar acciones para los próximos meses del año", puntualizó.

Pristina 255

Juan Manuel propaganda