Indigente encontrado en Coishco fue reportado como muerto hace 26 años

Provincias
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

ERP. La historia que difundimos en este medio semanas atrás, de un indigente encontrado en el distrito de Coishco, el Santa, Región Ancash y que se presumía era un pescador desaparecido en Talara hace 18 o 19 años, se aclaró y tiene el mismo impacto de la primera, pues Manuel Oscar Castillo Abad (47) como fue identificado por la RENIEC es natural de la provincia de Ayabaca, Piura y se le creía muerto hace 26 años. 

Castillo Abad, pernoctada en el distrito de Coishco y vivía de la mendicidad, recibiendo de las familias de este lugar la asistencia para que se pueda alimentar. No era violento, dicen los testimonios y cada vez que había la posibilidad expresaba frases entrocortadas e inconexas. Incluso recordaba llamarse Oscar y nada más. Sus vivencias o la historia que lo llevó a esa condición desaparecieron de su memoria. 

Castillo Abad, al momento de ser encontrado exhibía el descuido de los años y el desaseo. Su cabello ensortijado cubría incluso su rostro, mezclándose con la barba crecida con el tiempo. Un ciudadano, creyó conocerlo y llamó a la presunta familia, los cuales se entusiasmaron que sería el pescador que desapareció en el mar a la altura de Talara y fue el motivo para identificarlo plenamente. 

Manuel Castillo Abad es visitado por familiares | Fotografía Chimbote en LíneaManuel Castillo Abad es visitado por familiares | Fotografía Chimbote en Línea

Sin embargo, las pruebas demostraron que no era la persona que se creía y al contrario, gracias a la identificación realizada por el Reniec al hombre indigente que caminaba por las calles del distrito de Coishco ha permitido develar un verdadero "milagro" para los familiares reales, quienes precisaron que Manuel desapareció hace 26 años y nunca más supieron de él, más aún lo daban por muerto. 

Tras la indentificación, sus familiares fueron al encuentro en la clínica donde pernocta hasta su recuperación y recibe el auxilio que no tuvo en tanto deambulaba por las calles de Coishco. Totalmente afeitado, se le nota mucho más joven y aunque su memoria se ha perdido por las condiciones infrahumanas que ha vivido, existe esperanza y fe de sus familiares que podría recuperarse. 

Justamene, Manuel Castillo Abad de 47 tuvo un emotivo reencuentro con sus familiares después de 26 años. Lo creían muerto en extrañas circunstancias, pero el destino lo llevó a mendigar y debambular por las calles del distrito mencionado y gracias a un buen gesto de un ciudadano del Santa, permitió que se descubra esta historia digna de una novela o de un guión de cine. 

Su hermano Víctor Castillo Abad y su sobrino se reencontraron con él, en una clínica de Chimbote.

“En 1993 Manuel dejó Piura y viajó a Lima en busca de trabajo. Dos años después, recibimos la noticia de que había muerto en extrañas circunstancias. Mi madre Elsa Abad Chininín fue la que más sufrió, ella murió hace tres años creyendo que mi hermano había fallecido”, contó totalmente emocionado su hermano. 

Si bien es cierto la presunta muerte siempre fue una incógnita, ellos creyeron que era así, aunque precisan que la no existencia de una tumba que hubiera confirmado la defunción, los hizo mantener la esperanza que podría estar vivo.

Don Víctor Castillo, tiene motivos para estar alegre y para sentir que el Señor Cautivo de Ayabaca les ha concedido un milagro. “Todos pensábamos que Manuel había fallecido, pero es un milagro verlo con vida y con nosotros”, agregó.

En tanto la historia crea una sensación de las variantes que tiene la vida, las sorpresas que muchas veces se reciben, los milagros que se expresan de esta manera; las otras familiares que creían que era el pescador, no pierden la esperanza que algo parecido pueda suceder con sus parientes desaparecidos en el mar de Talara. La historia de Manuel Oscar Castillo Abad, es una prueba que los "milagros si existen". 

Diario El Regional de Piura

Pristina 255

Juan Manuel propaganda