1 de diciembre: Día Mundial de Lucha contra el Sida

Informes
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

ERP. (Por: María Luisa Vásquez Atoche1) Muchas cosas han cambiado desde aquel lejano día en que se descubriera el primer caso de Sida en el mundo; hoy, la ciencia permite que las personas con VIH tengan una vida digna. Sin embargo, el Estado Peruano no logra aún garantizar ese derecho.

En la actualidad, las investigaciones científicas nos permiten contar con medios, diagnósticos y medicamentos para que las personas con el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH) puedan llevar una vida casi normal. Asimismo, los servicios de salud públicos cuentan con equipos multidisciplinarios para la atención de los afectados. Sin embargo, aún existen muchos retos por superar: el estigma y discriminación hacia las personas que viven con VIH, por parte de quienes piensan que al compartir el mismo ambiente laboral o dar la mano a una persona con VIH puede “contagiarlos”.

Esta situación muestra el desconocimiento de la población sobre las vías de transmisión del virus: sexual, sanguínea y vertical (de la madre al feto), por lo cual es necesario que el Estado redoble los esfuerzos, de un lado, por educar a la población y, por el otro, fiscalice el cumplimiento de la normativa legal para evitar la discriminación de las personas que viven con VIH.

Sida Peru1 de diciembre: Día Mundial de Lucha contra el Sida

Otro reto es que los servicios de salud públicos cuenten con medicamentos e insumos suficientes y oportunos para atender la demanda, evitando situaciones de desabastecimiento, como la denunciada recientemente por pacientes de la ciudad de Piura. En tal sentido, el Estado debe garantizar el tratamiento ininterrumpido de los afectados, para lograr la efectividad de la terapia antirretroviral. Asimismo, garantizar la existencia de kits de emergencia para mujeres víctimas de violencia sexual que pudiesen haber sido expuestas al riesgo de transmisión del VIH.

Un tercer reto es abandonar la idea de que el VIH afecta únicamente a poblaciones homosexuales. Los datos muestran a lo largo del tiempo un considerable incremento del VIH entre personas heterosexuales. Por tanto, la apuesta por la información y la prevención es clave e implica continuar educando a las personas en diferentes espacios: familiar, educativo y laboral, en prácticas sexuales seguras, tales como el uso del condón.

Finalmente, someterse a una prueba que permita detectar la posible presencia de VIH no debe ser motivo de temor, sino un acto de corresponsabilidad en el cuidado de la salud, que debemos promover en nuestro entorno.

A las personas que viven con VIH le transmitimos nuestra fuerza y reconocimiento a su valiente lucha diaria por mantener su salud, y a la vez les manifestamos que nos mantendremos vigilantes frente a situaciones que puedan menoscabar su derecho a la salud.

------------------------------------

  1. Obstetra, integrante de la Coordinadora Regional Multisectorial de Salud.
Diario El Regional de Piura

Pristina 255

Juan Manuel propaganda